Mentes Activas

8 dic. 2010

Cabreado

Sentado en mi sillon de cuero negro falso del Ikea cuyo precio no supera los 50 euros. Cabreado, enfadado, irritado, enojado, mosqueado, rebotado. La afluencia de adjetivos que cruza mi mente es casi ilimitada aun asi, si, estoy todo eso. ¿Por que? Simplemente por el simple echo de que no soporto la gente que miente y que luego, ademas, te afirma que dice la verdad, que no tiene nada que ver en el asunto, que si por el o ella fuese, que claro que si. Tristemente la gente no tiene el valor suficiente para decir las cosas a la cara, para decir la razón concreta y no simplemente un " Por que si " o un " Por que a mi me da la gana ".


- Se pilla antes a un mentiroso que a un cojo.

Parad el mundo, me quiero bajar de el y verlo con mis propios ojos. Mucha gente esta tan acostumbrada a mentir que ya, simplemente ese acto, es una parte inamovible de ellos o ellas. Mucha gente dice que miente para no hacer daño... pero yo hay distingo dos grupos, lo que realmente lo piensan de un modo sincero y los que simplemente vuelven a mentir. Des afortunadamente, el ultimo grupo es el mas abundante y el que mas daño hace.

Aun así, intento seguir, no me pienso dejar vencer, si por culpa de un golpe duro beso el suelo con mi cara, usare mis brazos para levantarme y mis piernas para seguir andando. Nunca he dejado que la vida consiguiera pararme, si me bloqueaban una salida, encontraba otras cuatro por donde salir. Por mucho que me enfade, me controlo, no digo una palabra, puede que un simple acto de rabia contra una de las paredes del pasillo mientras camino hacia mi ordenador de mesa, mordiéndome el labio para no replicar.

La vida da asco, pero también tiene sus cosas buenas... o eso creo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario