Mentes Activas

24 ago. 2011

Llámalo X

Y en un segundo se desmorona todo, te das cuenta de lo insignificante que eres, te das cuenta que no eres nada ni nadie. Piensas, las ideas se te agolpan en la cabeza y te estremeces. Caminas de lado a lado como un vagabundo, ya no tienes aquello que te sostenía. Levantarse se convierte en un desafió dia a día, ya no te quedan fuerzas. Te miras al espejo, piensas quien es ese perro viejo, tantas heridas en el corazón, añoras cuando eras pequeño, las heridas de las rodillas, esas si se curaban, estas otras no. Cada persona que entra en tu vida se lleva un trocito de tu corazón y poco a poco se va desgastando.

Y los acordes estridentes de una guitarra eléctrica marcan el comienzo de algo nuevo, llámalo X, no me importa, levanto la mirada y ya no se lo que pienso, mucho menos lo que te ronda por la cabeza, te sueño, te añoro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario